Días 15 y 16. Hacer un acto de agradecimiento y pasar el día sin redes sociales

día sin redes sociales

Pasar el día entero sin redes sociales aunque no lo parezca nos ha costado un poco superar el reto. Durante el día entero hemos tenido la necesidad de consultarlas, buscar información sobre perfiles que seguimos, pero hemos aguantado la necesidad . En cuanto al acto de agradecimiento lo resolví con una vídeo llamada a mis padres.


Pasar un día entero sin redes sociales

El reto de pasar un día entero sin redes sociales nos vino muy bien (sobre todo a mí) para darnos cuenta de lo mucho que consultamos el teléfono móvil diariamente. Las necesidad de ver las redes sociales esta presente a lo largo del día y esto hace que tengas que estar muy atento para poder cumplir el reto y no mirar alguna red social cuando te descuidas.

En el artículo de «Las 7 peores desventajas de las redes sociales» ya nombre algunos de los efectos negativos como:

  • Perdida de tiempo
  • Perdida de privacidad
  • Crear una imagen del mundo irreal
  • Ciberacoso y ciberbulling

Pero con este reto además me he dado cuenta de la adicción que crean las redes sociales, y no te das cuenta hasta que te pasas un día entero sin consultarlas.

Creo que por este motivo es bueno hacer cada cierto tiempo un día sin redes sociales, como forma de «desintoxicación». Esto puede ser una vez al mes. Simplemente busca un día que te venga bien estar sin redes sociales, para nosotros fue un domingo, ya que yo trabajo con marketing digital y tengo que usar las redes sociales en el trabajo.

Cuando hayas decidido el día puedes avisar a tus conocidos, ya que a lo mejor se preocupan si no contestas sus mensajes. Yo avisé a mi madre, pero a la madre de Gabriela se le olvidó y nos llamo al teléfono preocupada, preguntando si nos había pasado algo.

Si comienzas este reto probablemente notarás en numerosas ocasiones a lo largo del día la necesidad de consultar alguna de tus redes sociales. A nosotros nos pasó por ejemplo para buscar información de una panadería a la que queríamos hacer un pedido.

Al final hay que aguantar la necesidad ya que es perfectamente posible pasar el día sin estar conectado a las redes sociales.

Agradecer a alguien

El acto de agradecimiento, no sé si es algo minimalista, o más bien «zen«. Pero se trataba de entrar en contacto con alguien y darle las gracias. Parece fácil, pero no sé por que motivo cuando llamé a mis padres se lo tomaron a broma. Y es que creo que no es algo que nuestra sociedad hace muy a menudo.

Pienso que deberíamos agradecer más a las personas, ya que no es algo que se vea muy a menudo, incluso es tan raro que cuando sucede las personas se lo toman a broma.


Sigue el resto del reto minimalista de 30 días. Cada día un nuevo desafío. Acabamos de superar el ecuador del desafío y tengo que reconocer que esta comenzando a ser duro, buscar la manera de cumplir los retos cada día y encontrar el tiempo para escribir los artículos, no esta siendo fácil. Pero seguimos adelante, hasta que termine el mes cumpliendo cada uno de los retos.

Deja una respuesta